María Deraismes: LA MUJER EN LA SOCIEDAD01.15.14

María Deraismes: LA MUJER EN LA SOCIEDAD

. …”¿Qué es la sociedad?. La sociedad es la humanidad organizada. La sociedad no se refiere sólo al valor numérico de la totalidad de la especie, la suma de los individuos, sino que representa la expresión de las relaciones que se establecen entre ellos y los intercambios físicos, materiales y morales que se deriven.

Reproduce en su conjunto las facultades que le proporciona cada miembro que la compone y su función consiste en coordinarlas, explotarlas, en beneficio de cada cual y de todos. El objetivo que persigue es el de su propio desarrollo y perfeccionamiento mediante el desarrollo y el perfeccionamiento de los individuos. Aquí, lo que entendemos por desarrollo y perfeccionamiento, en el sentido más elevado, es el conocimiento de la naturaleza de las cosas y de las leyes que las rigen…”

LA DONA A LA SOCIETAT

. … “Què és la societat?. La societat és la humanitat organitzada. La societat no es refereix només al valor numèric de la totalitat de l’espècie, la suma dels individus, sinó que representa l’expressió de les relacions que s’estableixen entre ells i els intercanvis físics, materials i morals que es derivin.

Reprodueix en conjunt les facultats que li proporciona cada membre que la compon i la seva funció consisteix a coordinar-les, explotar-les, en benefici de cadascú i de tots. L’objectiu que persegueix és el del seu propi desenvolupament i el perfeccionament mitjançant el desenvolupament i el perfeccionament dels individus. Aquí, el que entenem per desenvolupament i perfeccionament, en el sentit més elevat, és el coneixement de la naturalesa de les coses i de les lleis que les regeixen … “.

 LA FEMME DANS LA SOCIETE

… Qu’est-ce que la société ? La société, c’est une humanité organisée. La société ne se réfère pas uniquement à la valeur numérique de l’ensemble de l’espèce, à la somme des individus, mais elle représente l’expression des relations qu’ils établissent entre eux et des échanges physiques, matérielles et morales qui en découlent.

Elle reproduit dans son ensemble les facultés que lui apportent chacun des membres qui la compose et sa fonction consiste à les coordonner, les exploiter, au bénéfice de chacun et de tous.  L’Objectif qu’elle poursuit est celui de son propre développement et de son perfectionnement à travers le développement et le perfectionnement des individus.

Ici, ce que nous entendons par développement et perfectionnement, dans leur acception la plus élevée, c’est la connaissance de la nature des choses et des lois que la régissent.

WOMAN IN SOCIETY

   What is society? Society is organized humanity.  Society does not refer only to the numeric value of the totality of a species, the sum of the individuals, but it also represents the expression of the relationships that are established between them and the physical, material, and moral exchanges that are derived.

     It reproduces as a whole the faculties that are provided to each member who comprises it, and its function consists in coordinating them, exploiting them, to the benefit of each one and of everyone. The objective that it pursues is that of its own development and perfection by means of the development and perfection of individuals.  Here, what we understand through development and perfection, in the most elevated sense, is the knowledge of the nature of things and of the laws which govern them…”

GEORGES MARTIN Y LA FRATERNIDAD01.13.14

 

La Franc-Masonería Mixta pretende distinguirse de la mayoría de las religiones enseñando a las personas que la religión que desee practicar, la nacionalidad o raza a la que pertenezcan,  no deben ser motivo de pelea entre ellos, de guerra o de exterminio; que, a pesar de las diferencias de religión, nacionalidad o raza, los seres humanos deben vivir fraternalmente los unos con los otros, unos al lado de otros, ayudarse mutuamente, trabajar para convertir la vida, ya de por si tan corta, la mejor posible para todos, buscar lo medios para prolongarla y rechazar como fratricidas las luchas violentas individuales o colectivas, que finalizan con la muerte de uno o varios de los combatientes,  que son hermanos en humanidad.

Georges Martin. Noviembre de 1904

GEORGES MARTIN I LA FRATERNITAT

La Franc-Maçoneria Mixta pretén distingir-se de la majoria de les religions ensenyant a les persones que la religió que desitgi practicar, la nacionalitat o raça a la qual pertanyin, no han de ser motiu de baralla entre ells, de guerra o d’extermini; que, malgrat les diferències de religió, nacionalitat o raça, els éssers humans han de viure fraternalment els uns amb els altres, uns al costat dels altres, ajudar-se mútuament, treballar per convertir la vida, ja de per si tan curta, el millor possible per tots, buscar els mitjans per perllongar-la i rebutjar com a fratricides les lluites violentes individuals o col · lectives, que finalitzen amb la mort d’un o diversos dels combatents, que són germans en humanitat.

Georges Martin. Novembre de 1904

GEORGES MARTIN AND FRATERNITY

Mixed Freemasonry for men and women attempts to distinguish itself from the majority of the religions taught to people, the religion that they wish to practice, or the nationality or race to which they belong.  People should not be motivated to fight among themselves, or by war or by extermination; but rather, in spite of differences of religion, nationality or race, human beings should live fraternally with one another, side by side, mutually helping each other, and working to change life, which in itself is aso short. They should work for the best for all, seeking the means to prolong life and rejecting as fratricidal the individual or collective violent struggles, ending with the death of one or more of the combatants, who are brothers in humanity.

Georges Martin.  November, 1904

GEORGES MARTIN ET LA FRATERNITE

La Franc-Maçonnerie Mixte prétend se distinguer de la plupart des religions en enseignant que la religion que l’on souhaite pratiquer, la nationalité ou la race auxquelles on appartient, ne doivent pas être un motif de dispute, de guerre ou d’extermination; que, malgré les différences de religion, de nationalité ou de race, les êtres humains doivent vivre fraternellement les uns avec les autres, les uns à côté des autres, s’aider mutuellement, travailler pour rendre la vie, déjà si courte, la meilleure possible pour tous, chercher comment la prolonger et rejeter comme fratricides les luttes violentes individuelles ou collectives qui amènent à la mort de l’un ou de plusieurs des combattants, alors qu’ils sont frères en humanité.

Georges Martin, Novembre 1904

Columna de armonía01.08.14

Tenida 1º Grado 10_01_2014 Columna de la Armonia

Escrito por R.·.L.·. IGUALDAD en Sin categoría con No hay comentarios en Columna de armonía.

Felicitaciones solsticiales12.17.13

Felicitaciones solsticiales      SOLSTICIOINVIERNO2013

Felicitacion_solsticial

Felicitacion_solsticial

Solsticio Invierno 21_12_2013 Columna de la Armonia12.17.13

Solsticio Invierno 21_12_2013 Columna de la Armonia

Apoyo a la iniciativa de Europa Laica para que el día 9 de diciembre sea designado Día Internacional del Laicismo y la Libertad de Conciencia12.08.13

Ante la decisión de la Asociación Europa Laica de promover el día 9 de diciembre como Día Internacional del Laicismo y de la Libertad de Conciencia, la Federación española de la Orden Masónica Mixta Internacional Le Droit Humain – el Derecho Humano (OMMI DH) quiere hacer pública su posición al respecto, manifestando lo siguiente:
  1. Los valores de laicidad y de libertad de conciencia se encuentran recogidos de forma continuada en las diferentes Constituciones internacionales de nuestra Orden que se han ido promulgando desde su nacimiento y que dichos valores se encuentran, además, presentes en la filosofía fundacional de la misma.
  2. La Federación española de la OMMI DH entiende que el laicismo es uno de los pilares indispensables para construir una sociedad libre, igualitaria y plenamente democrática en tanto en cuanto que, únicamente desde la aplicación de este principio de una manera plena será posible garantizar los derechos todas y cada una de las personas que componen la sociedad.
  3. Esta Federación entiende, además, que el actual principio de aconfesionalidad, es base suficiente para desarrollar los principios de laicidad que implican,necesariamente, llevar la cuestión religiosa a la esfera estrictamente privada.
  4. Exigimos que el Estado dialogue, bako el prisma de la laicidad y en la misma línea que lo hace con las confesiones religiosas, con yodas las asociaciones filosóficas y librepensadoras como único medio de garantizar la igualdad de trato entre creyentes y no creyentes en sus relaciones con los poderes públicos y sobre los temas que les son propios.
  5. Defendemos el derecho de todos los ciudadanos y sus agrupaciones a extender sus creencias filosóficas, del mismo modo que las religiones a formar a sus miembros en sus doctrinas, siempre y cuando éstas no atente contra la dignidad de las personas o contra Los Derechos Humanos reconocidos por la Carta de la Naciones Unidas o por cualquier otro tratado internacional, pero sin que tal derecho forme parte de la Enseñanza Pública ni ejercerse en centros públicos o sostenidos con dinero público.
  6. Cualquier entidad religiosa debe estar sometida a las mismas reglas que rigen para cualquier asociación civil y deberán financiarse con las aportaciones de sus fieles
  7. Finalmente y como Federación española de la OMMI DH, asociación legalmente registrada, nos adherimos y respaldamos la fecha elegida, 9 de diciembre, como Día Internacional del Laicismo y la Libertad de Conciencia por conmemorar un día importante para el movimiento laicista internacional efeméride, como bien recuerda la propuesta de Europa Laica, de la promulgación por la República francesa de la Ley de laicidad de 1905.

Columna de Armonia 6-12-201312.07.13

Tenida 1º Grado 06_12_2013 Columna de la Armonia

 

Escrito por R.·.L.·. IGUALDAD en Armonía con No hay comentarios en Columna de Armonia 6-12-2013.

Entrevista a Daniele Juette11.03.13

 

“Queremos ser vistos con la naturalidad con la que se ve el trabajo de una ONG”

-¿Cómo se le ocurrió a usted ingresar en la masonería?

-Bueno, eso ocurrió hace 25 años, cuando yo era estudiante de Medicina, en Francia. Mi decisión partía de una intensa experiencia de militancia política. Buscaba, por un lado, un cierto acomodo espiritual, sentirme bien en un sentido profundo. Y, por otro, un ambiente de intercambio de ideas, de diálogo, en torno a determinados valores de búsqueda de la igualdad, de la justicia social, del respeto entre seres humanos; un ambiente que permitiese realmente la interlocución, el enriquecimiento personal en un contexto metódico y sereno.

-Cualquier persona podría defender su adhesión a los valores a los que usted se refiere. ¿Qué es, entonces, lo específico de la masonería? ¿El método?

-En cierto sentido, podría decirse que sí. Cuando se ingresa en la masonería, el aprendiz vive un tiempo de silencio, en realidad de escucha, de aprender a valorar el criterio de los demás. Todo el itinerario a través de los grados de la masonería se basa en el trabajo personal por eliminar las propias imperfecciones, por uno mismo y con la ayuda de los demás. Simbólicamente, nos vemos como una piedra que hay que pulir hasta que encaja en el muro del templo que se va construyendo.


-¿Cualquier persona, entonces, que comparta esos valores, puede formar parte de la masonería?

-Sí, aceptando algunas peculiaridades propias de cada orden masónica. Nuestra obediencia es la Masonería Mixta Internacional, que surgió en 1893 en Francia gracias al impulso de una mujer, Marie Deraismes, que fundó la Orden del Derecho Humano. Nosotros defendemos especialmente, además de los valores comunes de las demás sensibilidades masónicas, dos señas de identidad: la igualdad radical entre hombres y mujeres y la renuncia a exigirle a nadie la creencia en cualquier clase de dogma, incluido el deísmo que está en el centro de la masonería más tradicional.


-O sea, que se puede ser masón y católico, o evangélico, o musulmán, o agnóstico… Cómo ha cambiado el cuento, ¿no?

-Para el Derecho Humano, la conciencia de cada persona es sagrada y admitimos que cualquiera venga a la masonería con sus creencias, si las tiene, pero dejándolas en el ámbito privado. Eso que usted llama cuento forma parte de nuestra leyenda negra, hemos sido perseguidos históricamente por todos aquellos que no querían vivir en libertad, en igualdad, en fraternidad.

-Algún secreto sí que tendrán…

-Sí. Uno solo. El derecho de cada masón a decir si pertenece o no a la masonería. Por lo demás, somos organizaciones perfectamente legales, que defendemos nuestro derecho a la privacidad, pero no el secretismo. Queremos ser vistos, por ejemplo, con la naturalidad con la que se ve el trabajo de una ONG. De hecho, en algunos países eso es así. Fíjese en que, por ejemplo, en Bélgica y en Francia se nos consulta, como a un agente social más, sobre asuntos de bioética, inmigración… El presidente de la UE, Durao Barroso, nos ha recibido oficialmente. Y eso nos gustaría que también ocurriese en España.


-Complicado, ¿no?

-Cierto. Antes de la Guerra Civil, nuestra obediencia tenía logias, por hablar de Andalucía, en Sevilla, Almería y Málaga. Todo eso quedó borrado con la represión franquista. Ahora, por fin, hemos abierto una logia en Sevilla, Luz de Al-Andalus. Es como volver a casa. Pero aún queda mucho por hacer para restaurar nuestro buen nombre. Un asunto importante en este ámbito es la recuperación de nuestros documentos de esa época, que están en Salamanca, con los demás legajos del Archivo de la Guerra Civil. Para nosotros es algo muy serio. Tenga en cuenta que cientos de nuestros hermanos fueron encarcelados y muchos, asesinados, en aquellos años: la masonería fue exterminada. Y ver ahora, expuestos en vitrinas como pantomimas en ese archivo los collares masónicos que llevaron esas personas es, sinceramente, un escarnio. Esas personas eran nuestra familia.


-Unas 30.000 personas en 60 países pertenecen a la Orden del Derecho Humano. Usted es su Gran Maestre. ¿Manda mucho?

-Pues, la verdad, no. Porque el gobierno en esta obediencia masónica no se basa en el poder, sino en la garantía de los valores en los que nos reconocemos. En caso de conflicto o discrepancias internas, se trata de velar por la armonía entre las personas y los valores. Respecto al poder exterior… Pues tampoco. Porque no tenemos posicionamiento corporativo alguno de tipo político. Quien tenga dudas, que se lea nuestra Constitución, es pública. Ah, y también nuestra web, www.elderechohumano.org, en español.


-Pero se les atribuye la paternidad de muchas cosas buenas y malas desde el siglo XVIII…

-Y a los judíos, y a los comunistas, y a los católicos… Ni siquiera reivindicamos la paternidad del Siglo de las Luces, la época de las revoluciones atlánticas… Es verdad que la masonería nació en ese ambiente, en ese contexto, formando parte de él, pero no es su origen. Hubo masones que tuvieron un gran protagonismo en determinados acontecimientos históricos. Otros, no. Entonces y ahora. Así ha sido en todas las épocas

(Diario de Cádiz, Alfonso Pedrosa / SEVILLA | Actualizado 06.02.2011 – 05:04)